Santa Águeda en Eskoriatza, actualizando tradiciones.

29 de enero del 2019

Como en muchas localidades de Euskal Herria, el día de Santa Águeda es una fiesta de gran tradición en Eskoriatza y aunque el día de  Santa Águeda es el 5 de febrero, la fiesta comienza la  víspera.

En Eskoriatza los protagonistas en estas fechas  solían ser los quintos.  La de los quintos es una tradición que viene desde la España del siglo XVII. Los jóvenes que cumplían los 18 años estaban obligados a realizar la instrucción en el ejército español. Para elegir a los mozos se realizaba un sorteo, y así, se movilizaba a un mozo de cada cinco, de ahí el nombre de quinto.

El sistema de quintos entro en vigor en Euskal Herria el año 1876, con la pérdida de los fueros. Más tarde, dejo de tener vigencia ese sistema, y todos los chicos jóvenes eran llamados a filas, hasta el año 2001, en que se abolió el servicio militar obligatorio.

Los quintos de cada año, esto es, los jóvenes que ese año harian el servicio militar eran los protagonistas del día de Santa Águeda, con la excusa del duro año que tenían por delante. Después de abolirse el servicio militar obligatorio, con la voluntad de mantener la tradición, se ha seguido celebrando el día de Santa Águeda y desde  el 2007, también toman parte en la fiesta las chicas.

La fiesta

La fiesta suele comenzar el 4 de febrero, víspera de Santa Águeda. Este día, los y las jóvenes que ese año cumplen 18 años visitan los caseríos de todas las anteiglesias cantando las coplas  de Santa Águeda.  Hasta ahora se han cantado unas coplas que compuso Jose Aranburuzabala (Trankil), pero este año las hermanas Oihana y Haizea Arana, que son bertsolaris y salen de quintas este año, han actualizado las mismas, quitando el sentido religioso y haciéndolas más acordes con el sentir actual.

Estas son las coplas que los quintos y quintas cantarán este año:

Usadioa galdu ez dadin
gure herri inguruan
Eskoriatzako kinto guztiok
gabiltza gogoz kantuan
hain egun seinalatuan
eskeko koplak ahuan
garai bateko arbaso zaharrek
egiten zuten moduan.

Nola ez garen ahots on eta
txapon gehiegiren jabe
jasoko dugun edozerekin
oso eskertuta gaude
emana gutxi bada be
laster eingo dugu alde
baina ez zazu aterik itxi
limosnarik eman gabe.

Egun guztia pasako dugu
kalez-kale atez-ate
beraz eskerrak eman eta laster
goaz hemendik aparte
borondatea ikusi eta
kejarik ez dugu bape
aurrerantzean ederto bizi
agur eta ikusi arte.

El día de Santa Águeda, 5 de febrero, lo celebran en el municipio y mudan su vestimenta para la ocasión: pantalón y camisa blanca, alpargatas con cintas rojas, gerriko y txapela roja. Al cuello, un pañuelo grande de colores. Todos van así vestidos excepto el mayor y el más joven del grupo, que llevan txapela y gerriko de color negro.
Este día visitan el casco urbano, cantando coplas acompañados de la trikitixa y el acordeón. Van a las casas, fábricas, bares y tiendas… incluso a las escuelas, donde reparten caramelos.

Lo/as mozos/as bailan en la plaza de Eskoriatza en dos ocasiones: la primera, el día de Santa Águeda (5 de febrero, este año,martes), y la segunda, el domingo siguiente, (domingo de repetición, 10 de febrero). Después de recorrer las calles de la localidad, llegan a la plaza en pasacalle, y a las 7 de la tarde, tras el sonido de campanas y cohetes, comienza el baile.